Diálogo de sordos

Buenas y dulces noches:

Parece que hay silencios premonitorios. Ya estás donde has de estar. Ya te ha alcanzado el olvido de nuevo y marchaste como siempre, sin despedirte. Tal vez con tus silencios me digas más que yo con tanta literatura.
Una de las más curiosas sensaciones que nos da la vida es hablar con uno mismo y en alta voz, o como en este caso escribir donde no te lee quien debiera, así paseamos nuestros sentimientos lejos del ruido ajeno. Acostumbrarse a algo no es el deseo de satisfacer lo imposible, que no lo es.

A veces sobre mi cansancio, como te decía ayer, flota algo que me hace escribirte aún cuando esté con las fuerzas físicas y psíquicas perdidas. Te podría explicar mi día a día, pero aunque lo intuyas, mis palabras quedarían ahogadas y al final por mucho que rebusque, las frases más bellas que deseo transmitirte se me quedan en el “borrador”.

Tal vez pienso demasiado de ahí que casi siempre me tortures con aquello de…”no te entiendo” o “no te comprendo”. Los que piensan con raciocinio están distraídos, los que piensan con la emoción están durmiendo y los que piensan con la voluntad están muertos
.
Yo sin embargo, como escribía Pessoa, pienso con la imaginación, así muchos paisajes se me quedan difuminados, no sabiendo distinguir cuando despierto, cuales fueron reales y cuales imaginarios.

Un beso casi adormilado

Anuncios

Acerca de elcorazondelmar

Como siempre enamorada de imposibles.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s